Depresión y pérdida amorosa.

Estándar

El proceso de identificación entre dos personas al inicio de su enamoramiento está lleno de momentos inspiradores. Una especie de fusión eleva a ambos en alas de sentimientos y pensamientos compartidos, como si el otro fuera ese ser que ha nacido para aceptarnos en este mundo tal como somos. Todo es perfecto, hasta que el tiempo transcurre y algunas pequeñas cosas que carecían de importancia, aparecen bajo un lente de aumento. Si él es un artista despreocupado y ella una ejecutiva organizada y planificadora, habrá intereses y valores en conflicto. Si ella tiene un amigo íntimo de su trabajo y él es inseguro afectivamente, empezará a celarla, etc. Los problemas, en definitiva, llegarán, hasta que uno de los dos decida terminar la relación “por el bien de ambos” (aquí hay alguien que se protege del sufrimiento). Entonces el abandonado o la abandonada puede experimentar ese desgarramiento interior, esa depresión profunda que abate a ciertas personas hasta llevarlas cerca de una muerte emocional, resultado de la dependencia. ¿Qué fue lo que pasó? En estos casos de depresión profunda puede haber existido un entrelazamiento de roles que produjo una simbiosis de personalidades tan penetrante, que la pérdida amorosa conduce a una sensación de aniquilación. Se trata de personas que probablemente no han realizado un proceso de individuación que les permita amar a otro ser conservando su identidad y su libertad. Cuando no nos tenemos cabalmente a nosotros mismos, buscamos completarnos en el otro, y proyectamos sobre él aquellas cosas que nos faltan, probablemente: fortaleza, ternura, alegría de vivir, seguridad, libertad o cualquier otra experiencia faltante, hasta el punto de sentirlas como propias por el solo hecho de identificarnos con el ser amado. Así convertimos al otro en una parte interna nuestra, cuya separación atenta contra nuestra sensación de integridad. En ese tipo de fusión amorosa, el nosotros puede ocupar  el lugar del yo, y la persona, si se sentía antes triste y aburrida, empezará, a través de su relación, a sentirse viva y extrovertida, por ejemplo. Este estado de fusión interpersonal es lo que la Gestalt conoce como “estado de confluencia”. Por otra parte, las barreras a la separación —o miedo al abandono característica de ciertas personas dependientes afectivas— tienen raíces tempranas en el proceso de crecimiento y en la relación entre padres e hijos. Profundizar en estas historias antiguas y ayudarle a la persona abandonada a entender su proceso de vida, hasta ponerla en contacto con el material emocional y los recuerdos que subyacen a su sensación de abandono, es el inicio del proceso de sanación. Aunque es natural sentir dolor por la pérdida del ser amado, experimentar la separación o el divorcio como una muerte psicológica es signo de un proceso interrumpido de individuación, que debe ser atendido. A través de la terapia, la persona podrá transformar su crisis en una oportunidad de autoconocimiento y de crecimiento personal, que lo ayudará a emerger de la separación como una persona más integrada, más segura y más intuitiva. (Si quieres vivir esta experiencia terapéutica llámame a: 0997330894 / 2285545). Un abrazo a todas las personas que siguen este blog; con algunas de ellas hemos llegado a recorrer hermosos caminos de liberación.

Anuncios

Acerca de adolfomacias

Psicoterapeuta y facilitador de grupos, especializado en terapia transformacional. Profesor del Instituto de Desarrollo Personal Cre-Ser. Asesor en comunicación creativa y escritor. Ganó en el 2010 el premio nacional de Literatura Joaquín Gallegos Lara por su novela "El grito del hada".

»

  1. Hola! me interesó su página porque creo que estoy atravesando una depresión amorosa, sólo que mi caso es un poco singular, descubrí que mi novio es bisexual y su mejor amigo es su pareja. Cómo me podría ayudar, me siento utilizada, y muy vulnerable a caer en estados de profunda tristeza.

    • Hola María Luisa: Me apena lo que le está pasando y me gustaría serle de ayuda. Si quiere, puede venir a terapia para procesar esto y descubrir lo que necesita expresar y hacer para sentirse mejor y seguir adelante. Dígame qué día y a que hora puede venir para ver si el espacio está disponible. Saludos, AM (0997330894 / 2285545).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s